Dolores Leis

"No importa cuán lentamente avances mientras no te detengas"

Archivar en la categoría “Poesía”

Tantos cantos y un puente en la A-3

 

Bello canto
y como todo lo hermoso
se equivoca,
si alguien estorba en su ecuación
eres tú que regresaste
para elevar al cuadrado la incógnita.

Nada detiene a la muerte
ni siquiera un puente
de la autopista de Valencia.

Hay muchas formas de morir:
los barbitúricos de la Pizarnik,
las olas de Alfonsina,
el salto al océano de Hart Crane,
el arsénico de Chatterton,
las venas cortadas de Fabrice,
el disparo de Rigaut,
la soga de Arnero.

Morir, como Larra,
la Woolf,
Mishima.
Tantas muertes por cantar…

Revive su muerte
y tú la escuchas
en el canto de la lluvia,
en el humo del cigarro,
en ese puente que separa
Moratalaz de Vallecas.

Dos caras en una sola moneda.

Dolores Leis Parra

Anuncios

Viaje al Norte

No hace falta viajar a Alaska
para interiorizar el camino.
Cree el viajero que la sabiduría
se adquiere observando,
tras el cristal sucio de la kombi,
el olvido.
Muestra condescendiente a la retina,
sin más humildad que el yo,
la mirada ficticia de la cámara
y cree que la espiritualidad
es desplazar la materia
desconociendo que el camino
es mucho más que un puñado
de kilómetros recorridos.

Dolores Leis Parra (Inédito)

Caminos de barro

Fotografía internet

La lluvia
embarra desde el martes los caminos
anuncia
que el llanto del cielo
perdurará en el altar de los siglos.

Dolores Leis Parra (Inédito)

Mujer-isla

Florecer (Sara Fratini)

Y de nuevo el vacío,
el silencio que envuelve a la Mujer-isla
perdida en un océano
de personas que la ignoran.

Desea escapar de esa Tierra de Nadie
alejarse de las raíces de los versos
que en su rápida lectura, todo dice
a aquel para el que fueron recitados.

Tiene la certeza de que en esos labios
la Mujer-isla sería un volcán en erupción,
su torrente de palabras lava ardiente,
cenizas el corazón que llora en el centro de la sala.

Dolores Leis Parra
(Inédito)

 

Frases ya escritas

…despierta el metro con su carga de insomnes (1 de Noviembre, 2014)

…muñones de dedos amputados señalando un corazón (Entelequia, 2015)

…El silencio se adueñó de los altos techos (El pasado en cada esquina, 2015)

…Morfeo (no) tiró la toalla (Matrix, 2015)

…no vio la sombra, tampoco la sombra que seguía a la sombra (El pasado en cada esquina, 2015)

…y alegra esa cara Maxwell, que estamos en España (El último Bernal, 2013)

…Cuesta no pensar en nada, tan sólo escribir (Mediodía, 2017)

…si nos anclamos al pasado renegando del futuro ¿qué sentido tiene desafiar al presente? (Relatividad, 2017)

Dolores Leis Parra

 

Lecciones

Aprendí a reconciliarme con el miedo,
mirar de frente al monstruo
que habita mi interior,
y a trabajar para encontrar
el rastro de humanidad
que esconde la imagen del espejo.

Aprendí a mirar sin miedo
la cuenca de mis ojos,
a escuchar silencio en el ruido
que confunde la palabra,
a descansar sin temor
en el centro de tu pecho.

Aprendí que entre la bruma
existe un camino de girasoles
que ilumina la más oscura de las noches.

 

Dolores Leis Parra
-Inédito-

Canas

Turquesa, ágatas, granate, aguamarina, obsidiana, zoilita con rubí...

Turquesa, ágatas, granate, aguamarina, obsidiana, zoisita con rubí…

Despierto
decidida a dejar atrás
las canas y la indolencia
con las que el mar
vistió mi cuerpo.
Piedras de colores,
que adornarán brazos ajenos,
esperan en el taller;
rutinas con las que tinturar
el día a día de un cabello
que de nuevo luce negro.

Dolores Leis Parra

 

1 de noviembre

1-de-noviembre

Dibujan cicatrices en el rostro,
cubren su cuerpo de harapos.
Despierta el metro con su carga de insomnes.
¿Buscas fantasmas?
¿Brujas de sombrero picudo y escoba rota?
¿Zombis alcohólicos?
¡Mírame! ¡Estoy aquí!
A cara descubierta, con cicatrices.
Desnuda.

Dolores Leis Parra

Poema seleccionado por Francisco Javier Illán Vivas, para formar parte de la antología «Diez voces de la poesía actual» Editorial ADIH (2015)

De tu mano

chica-caminando

Entre revueltas y giros
una vida escala la cumbre de su vida.
Lo que fue blanco en otoño
se vuelve gris o anaranjado.
La mirada trasparente
ve más allá del paso que tropieza
y frente a la encrucijada
no abandona su mano,
aunque el río le obligue
a nadar contracorriente.
Un remanso invita a echar la vista atrás,
kilómetros robados al viento
para alcanzar el sueño de adolescente
y otra vez adolescente
empezar de nuevo el ascenso
por la ladera de la vida.

Dolores Leis Parra

Indiscreta

comunión

Espío, entre los muebles,
por un cristal indiscreto
tu figura en la otra sala.
El televisor, una pantalla en negro,
no distrae mi deseo:
sentir el fuego de tu alma
en perfecta comunión.

Dolores Leis Parra

Navegador de artículos