Dolores Leis

"No importa cuán lentamente avances mientras no te detengas"

Reencarnación

 

Perseguiste un sueño que en realidad corría tras de ti.

La banca te premió con un as, pero el astuto rey, venció a la dama blanca.

Viviste eternamente, perdido en las brumas de la infancia.

Creíste perdurar, al ver los fieles agolparse ante tu cama.

 

Alcanzaste una quimera.

Finalizó en derrota la partida.

Esa mente difusa hizo perdurar los recuerdos.

Una cruz de madera coronó la tumba.

Y a pesar de regresar mil veces,

De nuevo la Calaca, aplastó la vida.

Dolores Leis Parra

Anuncios

Navegación en la entrada única

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: