Dolores Leis

"No importa cuán lentamente avances mientras no te detengas"

El Alquimista de Paulo Coelho

Ayer por la tarde acudí a un acto en La Casa de Asociaciones. Leí el evento gracias al facebook que compartió Candela Arevalillo y fui incapaz de resistirme. Había leído el libro hacía varios años, en concreto en el 2010 (tengo la mala costumbre de fechar los libros cuando los adquiero) y aunque no lo llevaba reciente, recordaba muchos de los acontecimientos que en él se narran, además quería conocer lo que la literatura de este escritor aportaba a los demás. En mí, ya lo sabía.

Resumo algunas partes del acto de ayer, en el que el Banco de Tiempo, analizaba a través de un grupo de lectura, el libro de Paulo Coelho “El Alquimista”.

Se habló sobre el autor, y me sorprendieron ciertos datos que se mostraron sobre él y que me eran totalmente desconocidos. Cierto que no he estudiado su figura, pero algo había leído sobre su vida, nada de la época en que se narran las primeras vivencias.

Paulo Coelho, natural de Brasil, nació en el seño de una familia de clase media-alta. Su padre era ingeniero y quería a toda costa que Paulo siguiera sus pasos. Pero el niño tenía inquietudes artísticas, le gustaba escribir; de hecho, los escritos que el desechaba por considerarlos flojos o inapropiados, eran aprovechados por su hermana, que los presentaba en el colegio como propios, llegando incluso a ganar premios por ellos.

Mostrada ya su rebeldía, negándose a estudiar la carrera que su padre le imponía, fue considerado por la familia como perturbado, ingresándole en distintos centros psiquiátricos para quitarle esa enfermedad mental que le inducía a querer convertirse en escritor. Llegó a recibir electroshock, como parte de la cura prescrita.

Se manifestó como enemigo de la dictadura militar que gobernaba Brasil en esa época,  fue detenido mientras dirigía una revista en contra del régimen y fue conducido a una prisión que tenía fama de utilizar la tortura y otros medios para conseguir información. Acostumbrado a la vida de los hospitales, encontró en hacerse el loco una manera de abandonar la cárcel. Se autolesionó y comportó como un verdadero enfermo mental hasta conseguir que le pusieran en libertad.

Amante de la música, escribió letras para temas musicales, llegando incluso durante los años 60 a alcanzar el nº 1 con algunas de ellas.

A los 26 años decide que ha llegado el momento de cambiar. Deja la actitud radical de lado y se casa. Comienza su trabajo en una serie de multinacionales relacionadas con el mundo discográfico. Años después se reencuentra con una antigua amiga pintora, se divorcia de su actual esposa, abandona su vida profesional a pesar del gran futuro que tiene por delante, y empieza a convivir con ella que le muestra ese mundo poco convencional que a él tanto le fascina. Viaja por Europa, durante una visita a Dachau se encuentra con una figura (nunca dirá de quien se trata), a la que ve de nuevo tiempo después en otro país europeo. Entablan conversación y ello marca otro cambio en su vida. Dirige su mirada hacia la religión (él que había estudiado con los Jesuitas y abominaba de ello) y el catolicismo.

Su literatura se puede englobar como “Realismo mágico Sudamericano” en el que se engloban autores de la talla de Isabel Allende, Juan Rulfo, Laura Esquivel… y que se caracteriza por:

–       Se muestra en un contexto normal aunque se hable de algo mágico.

–       Utiliza la magia intuitiva.

–       Existen presencias sensoriales.

–       Se ayuda de mitos y leyendas.

–       Utiliza varios narradores a la vez.

–       El tiempo cíclico está distorsionado, pasa del presente al pasado y de este al futuro sin orden.

–       Muestra las vivencias fantásticas como algo común.

–       Los personajes alternan entre la vida y la muerte.

–       Se mezclan los planos de fantasía y realidad, en muchos casos bien diferenciados.

–       Se apoya en personajes pobres y marginales.

–       Muestra hechos reales con una connotación fantástica.

Los alquimistas afirman (y hablo en presente porqué ¿quién no ha soñado alguna vez con ello e incluso continua intentándolo?) que todos los materiales poseen un alma. De ahí la creencia de que se pueden transformar. La más común o buscado es la transformación de metales en oro. También tienen como objetivo hallar la piedra filosofal que permite la vida eterna.

Sobre el contenido; partes del libro y vivencias del protagonista Santiago, la persecución de los sueños, la popular frase de que “cuando uno persigue algo con todas sus fuerzas, el universo entero conspira para que lo consiga”… Éstas y más cuestiones, fueron dando paso a preguntas que los miembros de la tertulia fueron contestando según sus propias conclusiones sacadas tras la lectura del libro. Hubo diversidad, como corresponde en un grupo numeroso y dispar de personas, pero todos podíamos aplicar parte de su enseñanza en nuestra vida cotidiana o en hechos que nos habían sucedido, todos habíamos sacamos alguna enseñanza de El Alquimista. Si bien entendimos que el libro, aún siendo de los más importantes del siglo XX, XXI y probablemente de los siglos venideros (se publicó por primera vez en 1988) tampoco era una obra maestra de la literatura. Pero no podíamos negar que a pesar de ello, El Alquimista de Paulo Coelho perdurará en el tiempo, como ya lo hicieron algunos de sus antecesores en ese género; sirva como ejemplo Los cuentos de las 1001 noches, que se nutren en muchos casos de situaciones y enseñanzas similares.

A nivel personal, diré que mi libro favorito es “Once minutos”, en ella se sale de ese universo, religioso-místico-mágico, que tanto utiliza en casi todas sus obras.

Solamente me resta agradecer a los participantes de la tertulia por aceptar mi intrusión con una sonrisa, y a las coordinaras del acto, por lo bien que me hicieron sentir junto a ellas. Lamento no poder citarlas, no tuve la precaución de apuntar sus nombres, y como no quiero olvidarme de ninguna, gracias a todas.

 Dolores Leis Parra

Anuncios

Navegación en la entrada única

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: